Propuesta de valor personalizada para el empleado: La AI y el compromiso del empleado

Publicado el

Debido a los avances tecnológicos, las empresas tratan de adaptarse y cada vez más recurren a la inteligencia artificial para hacer frente a la actual crisis de compromiso por parte de los empleados. Las compañías buscan aprovechar las grandes cantidades de datos que disponen de los empleados para personalizar la experiencia del empleado en el centro de trabajo. Además, ayuda a comprender el ciclo de vida de los empleados y, así conseguir crear experiencias más personalizadas y maximizar el compromiso.

Con el análisis de datos podemos ofrecer a recursos humanos una proyección de la experiencia ideal para cada uno de los empleados. Con el aumento de la velocidad de transferencia de datos, el volumen de datos recopilados y la variedad de estos, los responsables de recursos humanos serán capaces de organizar experiencias de empleados altamente personalizadas. El Análisis del ciclo de vida de los empleados (reclutamiento, inducción, desarrollo, retención, separación) puede ayudar a las organizaciones a construir un enfoque personalizado, lo que se convertirá en un atractivo para los empleados y más productivo para los empleadores.

Actualmente, algunos departamentos de recursos humanos utilizan plataformas de inteligencia artificial para la selección de personal y la adquisición de talento. Esto permite que los reclutadores hagan uso de su tiempo de manera más efectiva y acelere el proceso de contratación. En lugar de revisar cientos de currículos manualmente, pueden reducir fácilmente el número de candidatos pasando por un filtro y así entrevistar a los correctos desde el principio. Con esto, permite a los profesionales de recursos humanos realizar su trabajo de forma más eficiente y centrarse en tareas de nivel superior.

Hoy en día disponemos de diversas herramientas de escucha continua y análisis que fomentan la capacidad de supervisar y mejorar el compromiso de los empleados a lo largo de su ciclo de vida. Al analizar grandes cantidades de datos, los profesionales de RRHH pueden identificar y predecir qué empleados están en riesgo de desmotivación y posteriormente resolver el problema de forma preventiva. Gracias al análisis predictivo de los sistemas de IA que nos permite descubrir patrones de comportamiento, las empresas pueden tomar medidas para evitar la pérdida de clientes y ampliar el ciclo de vida de los empleados. El resultado de esto daría a las compañías la capacidad de personalizar su forma de gestión de la mejor manera posible para mejorar tanto la motivación como el rendimiento de los empleados.

Los empleadores pueden aplicar la Inteligencia Artificial para identificar el mejor desarrollo profesional de cada empleado y extender el ciclo de vida al reducir el desgaste y crear beneficios positivos para motivarlos. Aunque la analítica y la Inteligencia artificial no se aplican a la compensación y los beneficios, existe un enorme potencial para utilizar los datos con el fin de resolver los problemas de los empleados en relación con estas dos áreas. La personalización de los beneficios hace posible que las empresas ahorren tiempo y dinero al mismo tiempo que mejoran el compromiso de los empleados.